Evangelios vivos con pies de tuiteros

don-manuel

Hoy celebramos a una gran santa: Teresa de Jesús y mañana celebraremos la entrada en la lista de los santos a otros 7 grandes:

El francés Salomone Leclercq (Nicolas-Louis Leclercq), de los Hermanos de las Escuelas Cristianas (Hermanos de la Salle), mártir. En plena Revolución francesa, fue martirizado en 1792, junto a otros 94 compañeros, en el patio de un convento carmelita, donde estaban arrestados.

El sacerdote italiano, Ludovico Pavoni, fundador de la Congregación de los Hijos de María Inmaculada, nacido en Italia en 1784. Un sucesor de San Felipe Neri y precursor de San Juan Bosco; dejo dignidades para trabajar con los niños más pobres, fundando el Instituto de San Bernabé, instaurando una red de auténticas escuelas profesionales.

Alfonso María Fusco, fundador de la Congregación de las Hermanas de San Juan Bautista. También italiano, nacido en 1839, su pasión fue ayudar a los jóvenes pobres y huérfanos. Para ellos creo las Casas de la Providencia, donde eran acogidos y educados. Hoy, hay Casas de la Providencia en los cuatro continentes.

José Sánchez del Río, niño “cristero”, asesinado con catorce años, en 1928, durante la persecución religiosa de México. Otro niño amigo, que presenció el martirio escribió: «Le pidieron que renegara de su fe, so pena de muerte. José no aceptó la apostasía. Murió gritando: Viva Cristo Rey».

José Gabriel del Rosario Brochero. Popularmente llamado el cura Brochero. Sacerdote argentino fallecido en 1914; era un pastor que llevó a lomo de mula el Evangelio y el progreso a los más necesitados de su región. Un pueblo lleva su nombre. De él dijo Francisco: «A lomos de una mula, conoció todos los rincones de su parroquia. No se quedó en la sacristía a peinar ovejas».

Elisabeth de la Santísima Trinidad (Elisabeth Catez), francesa, carmelita descalza. Nace en 1880. Escritora mística, nos dejará una hermosa oración a la Santísima Trinidad, que comienza con estas palabras: «¡Oh, Dios mío, Trinidad a quien adoro! Ayudadme a olvidarme enteramente para establecerme en Vos, inmóvil y tranquila, como si mi alma estuviera ya en la eternidad…».

Manuel González, sevillano de nacimiento, sus restos están en Palencia, arcipreste en Huelva y obispo en Málaga. Creador en esta última diócesis de un Seminario que es toda una catequesis, configurador de sacerdotes, fundador de la Unión Eucarística Reparadora y de las Hermanas Misioneras Eucarísticas de Nazaret. Y yo añadiría, protagonista de las redes sociales.

@sanmanuelg y #manuel16 están llevando a cabo una labor impresionante desde el 20 de junio (día en que el Papa Francisco puso fecha a la canonización de Don Manuel González) para difundir las sencillas y claras enseñanzas de Don Manuel González. Las redes sociales resultan ser un medio poderoso para llegar con rapidez a todos los rincones del mundo y seguro que serían un medio usado por Don Manuel hoy día pues, entre sus muchas enseñanzas tenemos: «Enseñad pero no esperando a que vengan, sino yendo a que oigan».

Seamos esos altavoces para transmitir la buena noticia también en las redes, en todos los lugares donde estamos y donde está la gente, seamos “evangelios vivos con pies de cura” de seglar, de religioso, de misionero, de tuiteros… ¡Y a celebrar esos nuevos 7 santos en los que poder mirarnos para buscar la santidad! ¡FELIZ DÍA!

 

¡Viva la Madre de Dios!

img_3007-2

Entre las tendencias de twitter se encontraban hoy varias advocaciones marianas. En la fiesta de la Natividad de la Virgen, son muchos los pueblos, ciudades y diócesis que celebran a su Patrona. Y son muchos los padres que siguen eligiendo el nombre de la Patrona para su hija. Así que, podríamos decir que la Virgen sigue siendo tendencia en nuestros días.

Da gusto pasear por las calles y ver la cantidad de personas que acude a recibir a la Madre de Dios, plasmar en una foto el momento y subirla a las redes sociales, rezar un Ave María, explicar a sus hijos quién fue María… cada uno a lo suyo, pero nadie queda indiferente ante el paso de la Madre.

Como en la vida diaria. Cuanto mayores nos hacemos, más recordamos a nuestra madre. Cuando tenemos hijos, más recordamos a nuestra madre. Y la madre sigue siendo tendencia.

“¡Viva la Madre de Dios, viva la Virgen de la Victoria!”, he escuchado hace unas horas en las calles de mi ciudad, Málaga. Y me uno a ellos y eso pido para todos, un año victorioso, lleno de misericordia maternal y de tendencia hacia el bien común.

El escándalo de la Encarnación

crusto en la cruz

Así titulaba el papa Francisco su homilía del 1 de junio de 2013: “El escándalo de la Encarnación”. Hoy celebramos ese día y, resulta que este año, Encarnación y Muerte del Señor se unen en una misma fecha. Celebramos que el Señor se hizo carne y que esa carne expiró. Y, a pesar del dolor, nos inunda la esperanza de la Resurrección.

 

En esa misma homilía, el papa Francisco explicaba: «nosotros podemos hacer todas las obras sociales que queramos y dirán “¡qué bien la Iglesia! ¡Qué bien las obras sociales que hace la Iglesia! Pero si decimos que hacemos esto porque esas personas son la carne de Cristo, llega el escándalo».

 

Seamos escándalo, como Jesús lo fue, y vivamos un profundo Viernes Santo. ¡Feliz escándalo de la Encarnación!

Subamos a la cumbre de la Misericordia

mural_misericordia_cuaresma_explica

Acabamos de cruzar el ecuador de la Cuaresma. Otros 20 días nos separan del Domingo de Ramos. Aún tenemos tiempo para “subir a la cumbre de la Misericordia”, como nos propone el genial dibujante Fano: «Durante los cinco domingos de Cuaresma construiremos, sílaba a sílaba, la palabra Mi-se-ri-cor-dia», explica Fano, «preparemos las mochilas, vayamos ligeros de equipaje, dejemos lo que nos sobra y, mirando a la cumbre que es el amor de Dios, subamos juntos esta Cuaresma».

La propuesta era la siguiente:

El I Domingo de Cuaresma nos proponía fijarnos en la “MI”: «Retirarme, quitar los MI, ayunar. No es ni MI fuerza, ni MI poder, ni MI tener, sino hacer tu voluntad».

El II Domingo de Cuaresma, la sílaba era “SE”: Silencio y Escucha.

Este III Domingo de Cuaresma hemos llegado a “RI”: Repara Incansablemente. Redime Inmerecidamente. Reconcilia Incondicionalmente.

El IV Domingo de Cuaresma nos espera “COR”: Dios nos ama con todo su CORazón.

Y el V Domingo de Cuaresma, concluimos con “DIA”: La ley está escrita en piedra, pero Jesús apunta los pecados en arena que se borra con el soplo de su Misericordia. Hoy es el DIA de tu liberación, déjate querer por Jesús. Conviértete y sé feliz.

Una propuesta sencilla para compartir en familia, en el colegio, en la parroquia… acompañada de esta preciosa canción. ¡Subamos juntos a la cumbre de la Misericordia!

 

Construyamos puentes de misericordia

puente de la misericordia

«La comunicación tiene el poder de crear puentes, de favorecer el encuentro y la inclusión, enriqueciendo de este modo la sociedad. Es hermoso ver personas que se afanan en elegir con cuidado las palabras y los gestos para superar las incomprensiones, curar la memoria herida y construir paz y armonía». Son palabras del papa Francisco en su recién publicado mensaje dedicado a los comunicadores. Palabras totalmente de actualidad en nuestro país, ojalá construyamos puentes de diálogo político, social y religioso.

Quienes cruzan a menudo ríos caudalosos sin puentes o con puentes pequeños e inestables, que todavía existen muchos por el mundo, saben de la importancia de contar con un buen puente para seguir avanzando. Pienso hoy, de forma especial, en este día de la Infancia Misionera, en nuestros misioneros que cruzan y construyen toda clase de puentes. Pues, por ese camino va la invitación de nuestro Papa: «Las palabras pueden construir puentes entre las personas, las familias, los grupos sociales y los pueblos. Y esto es posible tanto en el mundo físico como en el digital. Por tanto, que las palabras y las acciones sean apropiadas para ayudarnos a salir de los círculos viciosos de las condenas y las venganzas, que siguen enmarañando a individuos y naciones, y que llevan a expresarse con mensajes de odio». «Quisiera, por tanto, invitar a las personas de buena voluntad a descubrir el poder de la misericordia de sanar las relaciones dañadas y de volver a llevar paz y armonía a las familias y a las comunidades».

En este día de Nuestra Señora de la Paz y de San Francisco de sales, patrón de los periodistas y comunicadores, construyamos puentes de misericordia con nuestras palabras, tuits, imágenes, vídeos… y todo aquello que compartamos en las redes. ¡FELIZ DÍA!

 

¡Bendecinator para el Año Nuevo 2016!

bendecinator

«Te damos gracias, Señor, por el año que termina, y te pedimos que bendigas y llenes de Paz y Esperanza el año que comienza. Amén». Con esta sencilla oración entrarán en el Año Nuevo 2016 miles de personas que se han hecho con el “Bendecinator” del dibujante malagueño Fano. Una sencilla manualidad que ha llevado la bendición del Señor a muchos hogares esta Navidad.

 

El 31 de diciembre es el día en que, además de preparar la casa y la cena para recibir a la familia y al nuevo año, nuestra cabeza empieza a recordar todo lo bueno, y lo no tan bueno, que hemos vivido en este año. Es un ejercicio fantástico, en mi opinión, pues vivimos tan al límite y al minuto, que nos viene muy bien pararnos unos minutos para pensar, recordar, pedir perdón, agradecer…

 

Pensando, pensando, me ha dado por asomarme también a las redes y echar un ojo a @Pontifex, para extraer un tuit de cada mes de este año. Me ha costado, pero ahí va mi selección:

 

El 1 de enero de 2015, el papa Francisco escribía: «Muchos niños y personas inocentes sufren en el mundo. Señor, concédenos tu paz».

 

El 6 de febrero, afirmaba con rotundidad: «Tener fe no quiere decir que no tengamos dificultades en la vida, sino que somos capaces de afrontarlas sabiendo que no estamos solos».

 

El 12 de marzo nos exhortaba: «¡Cuidado con la comodidad! Cuando nos acomodamos olvidamos fácilmente a los demás».

 

El 28 de abril nos recordaba que «toda comunidad cristiana debería ser un hogar acogedor para cuantos buscan a Dios o necesitan un hermano que los escuche».

 

El 22 de mayo, su tuit iba destinado a los cristianos perseguidos: «Envía, Señor, tu Espíritu Santo a consolar y confortar a los cristianos perseguidos. #free2pray».

 

El 18 de junio: «Invito a todos a detenerse a pensar en los desafíos sobre el medio ambiente. #LaudatoSi».

 

El 15 de julio afirmaba que «Es hora de cambiar de mentalidad y de dejar de pensar que nuestras acciones no tienen ningún impacto en quien padece hambre».

 

El 15 de agosto, día de la Virgen, sus palabras iban dedicada a Ella: «La vida de María nos muestra que Dios realiza grandes obras por medio de los más humildes».

 

Y el 8 de septiembre hacía públicamente una propuesta: «Que cada parroquia y comunidad religiosa de Europa acoja a una familia de refugiados. #Jubileo #refugeeswelcome».

 

A los padres nos dirigía esta pregunta el 27 de octubre: «Padres: ¿saben “perder el tiempo” con sus hijos? Es una de las cosas más importantes que pueden hacer todos los días».

 

El 14 de noviembre se unía al dolor de París: «Quiero expresar mi profundo dolor por los ataques terroristas de París. Recen conmigo por las víctimas y sus familias. #PrayersForParis».

 

«Que Dios bendiga África!» era su grito el 1 de diciembre.

 

Esto es sólo una muestra de lo mucho que nos han llenado, acompañado y animado sus 140 caracteres durante 2015, y que seguirá haciendo en 2016.

 

A todos os deseo un ¡FELIZ AÑO NUEVO, LLENO DE MISERICORDIA Y DE BENDICIONES!

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Las redes te llevan a casa por Navidad

movil1-57050

Estamos a escasas horas de uno de los días más emocionantes del año: Navidad. Dios se encarna y se hace un niño chiquitito, indefenso, rebosante de Amor Misericordioso… Uno de los días más familiar del año. Las familias de reúnen y comparten mesa y Misa. Suegros, cuñados, hermanos, primos… se engalanan, sacan la vajilla de fiesta y preparan los mejores manjares.

 

Hace unos años, cuando whatsapp no había nacido, ni Facebook, ni twitter, ni ninguno de sus familiares, las redes telefónicas se sobrecargaban en la noche de Nochebuena por los miles de millones de mensajes que, entre las 9 y las 12 de la noche se enviaban amigos y familiares de felicidad, paz y amor. ¡Qué años!!!! Un cuarto de hora para escribir un SMS, dando a la misma tecla hasta que llegábamos a la letra deseada. Y cuando lo ibas a enviar, ¡la red estaba saturada!!!!!! Pero tenía su encanto, era una oportunidad para ejercitar la paciencia.

 

Ahora, las redes te llevan al instante, de un extremo del mundo al otro, también te llevan a casa por Navidad. Ahora es muy fácil conectar con un hermano misionero en Zimbabwe, un sobrino estudiante en EE.UU., un amigo mejicano… A través de las redes sociales podemos enviarles nuestros mejores deseos en Navidad acompañados de una foto, una noticia, el mensaje del Papa, un vídeo, un audio…

 

Es impresionante hasta dónde podemos llegar con las herramientas de comunicación actuales. Pues aprovechémoslas para que nadie se sienta solo en Navidad ni en ningún otro momento del año. Los expertos ya hablan de adicciones a las nuevas tecnologías, es más, instituciones como Proyecto Hombre contemplan programas de atención a personas con esta adicción. Pero también es cierto, que, con su buen uso, son un medio maravilloso para llegar a todos los rincones, también a las periferias, a los perseguidos, a los afligidos de nuestro mundo. Desde un teléfono actual podemos colaborar con campañas como las de AIN a favor de los refugiados #1IglesiadeCampaña, o con los proyectos de Manos Unidas #UneTuManoalasNuestras, y unirnos a cadenas de oración por quienes más están sufriendo en nuestro mundo y millones de opciones más. ¡Benditos avances tecnológicos!!!!

 

Desde este pequeño altavoz mediático, ¡FELIZ NAVIDAD A TODOS!!!!! Y que el Señor siga iluminando corazones e inteligencias para que cada vez tengamos más medios por los que hacer el bien.