2 comentarios

  • Avatar

    No podría yo estar más de acuerdo. Y si no somos sarmientos unidos a la vid verdadera que es Cristo, no es posible dar fruto.

  • Susana B. Touron
    Avatar

    Excelente artículo padre!Nada de lo que hacemos es para nuestra “exposición” sino para la mayor gloria de Cristo y si lo hacemos con y por amor a El,obviamente ese amor se extenderá a nuestros hermanos.Pidamos al Señor la gracia de dar frutos de amor para Su mayor gloria y bien de los demás pero,como Juan Bautista,queriendo desaparecer para que aparezca EL.